14 mar. 2011

Politonos reales

¿Os habéis enterado de lo que le ha pasado hoy al Rey? Todo el mundo habla de lo mismo... Estaba el hombre en una recepción en el Palacio Real recibiendo oficialmente al nuevo embajador de Colombia cuando de repente...

¿Por qué nos hace tanta gracia? A todos nos ha pasado alguna vez eso de que nos suene el móvil en el peor momento. Pues muy sencillo, si nos hace gracia es porque le ha pasado al rey. ¿O no? Si en vez de ese politono hubiese llevado el “Waka waka” de Shakira nos habría hecho gracia igual.

Todo lo que hace ese hombre nos parece gracioso. Tirarse un pedo en público es de mala educación, pero si se lo tirase el Rey todo el mundo diría: ¡Mira! Qué campechano es...

Se lo perdonamos todo, porque nos cae bien. Es un tío majo. ¡Si Don Juan Carlos quisiera ser humorista lo tendría facilísimo! Cualquier chiste dicho por él tendría más gracia. Si el rey contase chistes sería como Chiquito de la Calzada pero con corona. ¿O no? Los dos tiene sus frases míticas. Chiquito tiene su (Imitando a Chiquito) ¡Fistro pecador! Y el rey su (Imitando al rey) Me llena de orgullo y satisfacción... Chiquito tiene su (Imitando a Chiquito) A can de peis a gromenauer... Y el rey su (Imitando al rey)¡¿Por qué no te callas?!

Son clavados... De hecho, me da miedo que decida hacerlo, lo de trabajar como humorista, porque fijo que me quitaría el trabajo. Así que para evitar que el móvil le vuelva a gastar una mala pasada de estas Señor Rey, alteza (reverencia), he decidido darle algunos consejos. No vaya a ser que lo despidan de rey y la liemos...

Para empezar, consejo número uno:

¡No lo vaya dejando por ahí cuando esté de recepción hombre! El Palacio Real tiene más habitaciones que pelos en la nariz Carmen de Mairena. Y si lo pierde después pasa lo que pasa... que no le queda más remedio que preguntarle a la reina:

Sofía ¿has visto mi móvil?

Pues no... lo habrás perdido en uno de tus paseos en moto...

Los griegos perdonan pero no olvidan...

Consejo número dos:

No se ponga el Himno de España como melodía despertador. Este consejo es muy importante. ¿No os ha pasado que cuando te pones una canción en el móvil para que suene como despertador acabas odiando esa canción para toda la vida? Vas por la calle, pasa un coche con esa canción y te pones de una mala leche de repente... Debe ser porque que te despierten es de lo peor que te pueden hacer después de que te den una patada en los mismísimos, pero por muy poco. Y claro, si te despiertas escuchando una canción el cerebro lo acaba relacionando.

Si el rey se pusiese el Himno Nacional como melodía despertador, cada vez que en un acto oficial la banda de música empezase a tocarlo se cabrearía tanto que empezaría a extraditar a gente así, al “tun tun”.

Tú, el de la tuba, ¡extraditado!

Yo, ¿por qué?

¡Porque no te callas!

Y último consejo:

Hay que aprovechar las últimas tecnologías. Ya que tiene un móvil con politonos, es muy práctico asociar una canción a cada persona que le llama, así antes de mirar la pantallita ya sabe quien le está llamando.

Por ejemplo, para cuando le llame el Presidente podría ponerse esta canción. (Suena “Zapatero” de Manolo García, a partir del minuto 4:10, cuando canta lo de: Que soy zapatero, soy zapatero remendón...)

Para cuando le llame Chávez... le recomiendo esta otra. (Suena “Soy gilipollas” de Los Mojinos Escozidos a partir del segundo 20)

Y si le llama Obama... está claro. (Suena “El Africano” de Georgie Dann a partir del segundo 57 cuando dice: Mami ¿Qué será lo que quiere el negro?)

No hay comentarios:

Publicar un comentario